Usos del Plátano en Medicina Tradicional

Descripción: 

logo_cimesss_4.jpg1.- Para combatir las afecciones o dolencias del aparato respiratorio y como la mejor manera de prevenirse el contagio, lo mejor es tomar en ayunas por lo menos una vez al mes, una copita de la savia o jugo que suelta esta planta en abundancia cuando se hiere el tronco a unos diez centímetros del suelo.

2.- El líquido flemoso que sale de las hojas del Banano cuando se las corta, aplicado o puesto sobre las heridas, no solamente que detiene las hemorragias, sino que las desinfecta y une o junta para apurar su cicatrización.

3.- La cáscara del Banano maduro, calentada al fuego y aplicada a los sitios afectados, hace desaparecer las verrugas. Este mismo remedio se usa para curar las grietas en los dedos de los pies. También se usa la cáscara del plátano maduro y aplicado caliente a la mejilla, para aliviar el dolor de muelas y del oído.

4.- El jugo o zumo de un planta tierna completa que después de haber sido soasada al fuego (la planta no debe ser más grande que la rodilla de un hombre) es un remedio seguro y definitivo para curar la angina de pecho y el asma. Se toma en ayunas una taza de este jugo endulzado con miel de abejas. Generalmente es suficiente tomar tres tazas para estar curado.

5.- Para curar la ictericia, las enfermedades del bazo y la insuficiencia hepática, se corta una planta de plátano a la altura de la cintura de un hombre, en la parte central del corte, por la tarde se hace un agujero profundo, para la mañana siguiente aparece lleno de líquido que el enfermo debe tomar tres veces al día.

La savia o jugo de las hojas del plátano, aplicada o puesta sobre las heridas (ya limpiadas) de picaduras de víboras o de mordeduras de perros, impide que se infecten y acelera su cicatrización. Finalmente para combatir el sudor excesivo y mal olor de los pies, se recomienda lavarlos con el cocimiento de las raíces de plátano y un poco de sal.